1900 una realidad compartida

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on email
Share on print
Share on telegram

Al principio del año, cuando el covid comenzó y nos tenía a todos sosteniendo la respiración de la preocupación, cuando todos los medios estaban lleno de malas noticias y pasamos tanto tiempo separados de nuestros seres queridos, poniendo una pausa a nuestras vidas. Un escritor anónimo, quería que muchos se detengan un segundo y piensen que tal vez podríamos estar peor de lo que pensamos, que deberíamos ser agradecidos por que no era así.

De ese modo nace un post titulado “Imagina por un momento que hubieras nacido en 1900” Dicho texto navego por todas las redes sociales por meses, siendo traducido de idioma a idioma. Muchos internautas creen que comenzó en ingles mediante Facebook para luego ser traducido al a alemán, llegando posteriormente a manos de los hispanohablantes.

El texto se volvió viral en español cuando el actor y director madrileño, David V. Muro, en su sección de Instagram Tv titulado “le hablo a mi teléfono” interpreto el texto mientras caminaba a la casa de su amigo. En tan solo unos días el video consiguió 2 millones de views, generando todo tipo de debates.

Imagina por un momento que hubieras nacido en el año 1900. Cuando tienes 14 años comienza la Primera Guerra Mundial y termina cuando tienes 18 con un saldo de 22 millones de muertos. Poco después aparece una pandemia mundial, la gripe española, matando a 50 millones de personas. Y tú estás vivo y con 20 años. Cuando tienes 29 años sobrevives a la crisis económica mundial, que comenzó con el derrumbe de la Bolsa de Nueva York, ocasionando inflación, desempleo y hambruna.

Cuando tienes 33 años los nazis llegan al poder. Cuando tienes 39 años comienza la Segunda Guerra Mundial y termina cuando tienes 45 años, con un saldo de 60 millones de muertos. En el Holocausto mueren 6 millones de judíos. Cuando tienes 52 años comienza la guerra de Corea. Cuando tienes 64 años comienza la guerra de Vietnam y termina cuando tienes 75 años.

Un niño que nace en 1985 piensa que sus abuelos no tienen la menor idea de lo difícil que es la vida, pero ellos han sobrevivido a varias guerras y catástrofes. Hoy nos encontramos con todas las comodidades en un mundo nuevo, en medio de una nueva pandemia.

La gente se queja porque por varias semanas se deben quedar confinados en sus casas, tienen electricidad, celular, comida, agua caliente y un techo seguro sobre sus cabezas. Nada de eso existía en otros tiempos. Pero la humanidad sobrevivió esas circunstancias y nunca perdieron su alegría de vivir.

Hoy nos quejamos porque tenemos que usar mascarilla para entrar a los supermercados. Un pequeño cambio en nuestra perspectiva puede obrar milagros. Vamos a agradecer tú y yo que estamos vivos y vamos a hacer todo lo necesario para protegernos y ayudarnos mutuamente.  – Anónimo

El actor considera que el motivo por el cual el post tuvo tanto éxito como para traspasar las fronteras del idioma, es debido a que nos ayuda a mirar atrás y comprobar como ha cambiado todo, logrando ver las cosas con otra perspectiva. El texto no busca minimizar los problemas que nuestra generación ha tenido que vivir, nuestras luchas ni guerras, como muchos creen. lo que el escritor desconocido deseaba es que el usuario que lea dicho post pueda detenerse a pensar que a pesar de que esta sufriendo todo va a estar bien, que debemos ser pacientes, considerados y tener esperanza de que vamos a tener un mejor futuro. Porque quien no sabe su historia, tiende a repetirla. La humanidad ha pasado por todo tipo de desastre, logrando superarse a si mismo. Si ellos pudieron contra esos problemas sin todo lo que nosotros tenemos ahora eso significa que nosotros vamos a estar mejor.

"Stell dir für einen Moment vor, du wärst im Jahr 1900 geboren. Wenn du 14 Jahre alt bist, beginnt der 1. Weltkrieg und...

Posted by Luc De Witte on Saturday, May 16, 2020
View this post on Instagram

#lehabloamitelefono

A post shared by David V Muro (@davidvmuro) on

Leave A Comment:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *